AMOR PROPIO

Para potenciar la energía más poderosa del mundo:
El amor por sí mismos.